Cómo emprender con poca inversión

 

Cómo emprender con poca inversión

Hay muchas opciones con bastante posibilidad de rentabilidad, que puedes utilizar para iniciar tu negocio con poco dinero.

Emprender un nuevo negocio es el mayor deseo de todos, junto con el anhelo de independizarse y ser tu propio jefe, aunque muchas veces la falta de capital nos detiene a intentarlo por la incertidumbre de que al no contar con un respaldo económico potente, éste pueda fracasar; sin embargo, ese no siempre es el caso. De hecho, hay muchas grandes empresas que valen millones y fueron creadas con muy poco coste, como es el caso de Google o Facebook. Lo cierto es que para iniciar un emprendimiento no siempre necesitas un gran capital, lo importante es esforzarte en sacarlo adelante y seguir una buena planificación para prepararse previamente ante cualquier imprevisto.

Entre tus opciones de mejores emprendimientos con poco capital tenemos:

  1. Negocios Online: En la actualidad, el e-Commerce está en alza, tanto por los ingresos que genera como por la facilidad de acceder a los posibles clientes,  ya sea por Apps, blogs o incluso plataformas como Youtube u otras. Si tienes habilidades de ventas y buen uso en las herramientas digitales, esta opción sería la indicada, además, las posibilidades son infinitas.

Puedes optar por vender productos hechos a mano en plataformas de compra-venta online, o crear tu propia página. Hoy en día, los usuarios pueden encontrar gran cantidad de información, incluso ebooks gratis para la creación de una tienda online de éxito. También, si tienes buen ojo para diferenciar calidad de objetos, puedes comprar y vender en webs de segunda mano.

Si en cambio, tus dotes son más de asesoría que de ventas, puedes decantarte con ofrecer asesoramiento en mercado para negocios online.

  1. Organización de eventos. Esta labor es muy tediosa para el ciudadano común, pero si eres detallista y puedes desenvolverte para conseguir contactos con varias empresas, puedes servir de intermediario y organizar el evento deseado. La idea es no delimitarse sólo en bodas, o fiestas, tus servicios podrían ser para todo tipo de eventos, desde una despedida de soltero/a hasta una cena de negocios o el lanzamiento de un libro.

Además, cabe destacar que no es totalmente necesario un espacio físico donde trabajar, ya que puedes crear una web corporativa online donde mostrar tus trabajos a modo de portafolio y captar clientes mediante esa plataforma, ahorrando así los costes de una oficina.

  1. Aprovecha tus habilidades. Baile, yoga, masajes, peluquería, reparación de electrónica; cualquier habilidad que poseas y que puedas utilizar para impulsar tu negocio es bienvenida, lo importante es garantizar un servicio de alta calidad. Cuando eres bueno en algo, esmérate en ello, pero jamás lo hagas gratis.

Como dice el refrán, “Elige un trabajo que te guste y no tendrás que trabajar ni un día de tu vida”. Por eso, si estás pensando en emprender y no tienes mucho dinero, intenta ahorrar en costes y realizar alguna actividad que te guste y en la que tengas experiencia.

Deja un comentario