De digital al papel: Amazon abre su primera librería física

amazon-books

Parece que la caída en las ventas de los ebooks le ha pegado duro a Amazon, y sería una de las principales razones por las que ha decidido abrir una librería física. De acuerdo con la Asociación de Editores de EEUU, durante los primeros cinco meses de 2015 los ingresos de ebooks para adultos, niños y adolescentes bajaron un 10,4% en comparación con el mismo período de 2014,  situándose en USD 583 millones.

Así, Amazon ha inaugurado “Amazon books” en Seattle, su primera librería física tras 20 años de ventas online, y espera “aunar los beneficios de la venta online y la venta presencial”. Los libros, que se venderán en la tienda de Amazon estarán seleccionados según las calificaciones, ventas y peticiones de sus clientes online así por la popularidad en Googreads y evaluación de los expertos. Según la vicepresidente de Amazon Books, Jennifer Cast, los libros puestos en la tienda física tienen cuatro estrellas o más y muchos han ganado premios. Agregó que todos estos tendrán debajo una nota con la calificación de sus clientes y una revisión para que los compradores puedan contar con ayuda a la hora de elegir qué comprar.

Los libros en la tienda física son los mismos que se encuentran online y la idea es motivar a los consumidores a consultar la aplicación de Amazon en busca de información adicional sobre los libros vendidos.

Este no es el primer coqueteo de Amazon con el mundo ” comercio físico”, ya que ya han puesto a la venta algunos dispositivos en algunos quioscos en centros comerciales. También ha establecido varios centros de atención en diversas universidades donde los estudiantes pueden hablar con representantes de Amazon para recoger o devolver paquetes. Siguiendo esta lógica, además de la venta de libros, Amazon Books ofrece también la posibilidad de probar algunos de los dispositivos de Amazon como Kindle, Echo, Fire TV o Fire Tablet y consultar dudas con los expertos de la compañía.

C.

Twitter abre sus botones de compra a todo el mundo

twitter_comprar

Muchos estábamos esperando cuando sería el día en que por fin los usuarios podrían comprar a través de Twitter. Pues ese día ya llegó. Gracias a un acuerdo con Stripe, una plataforma de pagos online, se ha desarrollado una nueva App llamada Relay, que permite a los negocios publicar sus productos para la venta directamente dentro de Twitter.

Según la plataforma de microblogging, entre las ventajas de Relay, destaca su habilidad para simplificar los procesos de compra-venta tanto para los retailers como para los desarrolladores creando experiencias de comprar superiores. Así los interesados podrán realizar su compra mediante dos clicks: Confirmación y listo, nada de carritos de compra o formularios engorrosos que al final solo crean barreras al comercio electrónico.

Finalmente, el sistema no tiene cuotas mensuales para los que lo adquieran, ya que solo realiza un cargo cuando se realiza la compra (2.9% del valor + 30 centavos) lo que permitiría animar a nuevos vendedores a utilizar la plataforma.

C.

Crecimiento del comercio electrónico en México

mexico_comercio_electronico

No cabe duda que el comercio electrónico (eCommerce) es una de las grandes revoluciones que han traído consigo las nuevas tecnologías de la información. La cuasi dependencia de las nuevas generaciones hacia los teléfonos inteligentes (smartphones) también ha contribuido a enriquecer este nuevo patrón de compras:  Ya no es necesario ir al mercado para escoger las frutas y verduras (ahora mediante un clic alguien lo puede hacer por nosotros y dejarlos en la puerta de nuestra casa). Podemos pagar un fee para que lo entreguen en tiempo récord (Gracias Amazon) o acceder a ofertas exclusivas que solo se dan a través de nuestros dispositivos móviles. Y por si fuera poco, si no tenemos tarjeta de crédito o nos da miedo pagar por Paypal, no es necesario preocuparnos, ya que muchas empresas permiten el pago a contra-entrega en efectivo. No hay pierde, gracias Internet por hacernos la vida más fácil.

En México el comercio electrónico es una realidad, aunque aún se observa un crecimiento lento en este sector. Así en Junio de este año, la AMIPCI (Asociación Mexicana de Internet) publicó en su sitio web su último estudio acerca del Comercio Electrónico  en México 2015: Entre los principales hallazgos, se menciona que el eCommerce se incrementó en 34% llegando a 162.10 Miles de millones de pesos (MXN) equivalente a 12.2 USD billones tomando un tipo de cambio de MXN 13.28 durante el 2014. Una porcentaje aún pequeño si se observa que del 2011 al 2012 se registró un incremento del 57% llegando a 85.7 mil millones de pesos en ese período.

El principal segmento demográfico impulsor de estas compras, según este mismo estudio, se encuentra entre los consumidores entre los 18 y 34 años (también conocidos como millennials). A grandes rasgos, este grupo compone más del 50% de internautas en México, 6 de cada 10 tienen un smartphone y utilizan los dispositivos móviles para hacer casi todo: Escuchar y comprar música (Spotify), ver películas (Netflix) o pedir comida (Hellofood), entre otros.

Entre las categorías analizadas, viajes sigue teniendo una importancia significativa debido a la gran cantidad de inversión que requiere este tipo de producto. Unido a esto, e imitando la vida real, las mujeres también parecen tener un papel importante en los resultados, ya que ropa y accesorios figura como la categoría con mayor frecuencia de compra. También resaltan descargas electrónicas/servicios de streaming, boletos para eventos, aparatos tecnológicos y muebles, categorías que se han mantenido como líderes en los últimos años según el mismo estudio. Asimismo, las fechas festivas son claves para realizar compras por Internet siendo Navidad, el Buen Fin y el Día de la Madres las más importantes.

Aunque la baja penetración de Internet de México (65 millones de usuarios, casi el 54% de la población, por detrás de países como Chile en donde el 70% usa Internet, seguido por Argentina con el 67%, Colombia con el 61% y Brasil con el 56%)  ha sido siempre un obstáculo para el comercio electrónico, hay muchos factores adicionales  que actúan como barreras: Problemas de seguridad y/o desconfianza, sitios falsos, almacenamiento y robos de datos personales, clonación de número de tarjeta de crédito o falta de información sobre transacciones, entre los principales.  El consumidor mexicano aún tiene muchas dudas y miedos antes de hacer clic en el botón de pagar. Grandes jugadores como Amazon, Linio, Mercadolibre o Walmart;  y muchos emprendedores están enfocados en superar estos obstáculos e impulsar el mercado digital en el país.

Finalmente, Emarketer  y el Informe sobre e-Readiness en Latinoamérica 2014 muestran un panorama más amplio acerca del estado del eCommerce en América Latina:  Brasil, Argentina y México son los 3 grandes jugadores de la región con el 41.2% de las compras digitales totales.

Brasil, capta el 30% del total de estas operaciones y se mantendría en el primer lugar al menos hasta el 2019. No en vano, se ubica en el décimo puesto mundial de ventas al por menos (retail) de comercio electrónico, detrás de grandes competidores mundiales como son China, Estados Unidos y algunos países de Europa. Belleza y salud son las principales categorías consumidas bajo esta modalidad.  Entre las principales fortalezas de este país resalta el uso de dispositivos móviles para realizar transacciones: Actualmente el 12% de compras por Internet se realiza mediante smartphones y se esperaría que para fines de este año sea un 20%.

Por su parte, en Argentina, casi el 50% de internautas son compradores digitales, lo que equivale a 1/3 de la población total, superando ampliamente a Brasil (23.7%) y México (13.3%). Ropa, electrodomésticos y artículos deportivos son los las principales categorías adquiridas a través de la web. Asimismo, las ofertas publicadas en las Hotsales, Cyber Monday y Black Friday tienen un gran impacto en los consumidores.

compradores_digitales

No cabe duda que el comercio electrónico ha cambiado la perspectiva total del negocio. Nuevos sistemas de entrega, cambios en los costos, prioridades, comunicación de las empresas y marketing. Todo evoluciona, y crea un mundo en el cual el consumidor tiene la última palabra, y gracias a una infinita cantidad de probabilidades, es capaz, no solo de escoger el producto que más le guste, sino hacer que se lo dejen en la puerta de su casa a la hora que quiera.

¡Boom!

C.