Escandalo en EE UU: El papel de las redes sociales en las elecciones del 2016

redes sociales facebook

Ya se había hablado de cómo las noticias falsas habían influido en el resultado de las elecciones de EE.UU celebradas en noviembre del año pasado. 

Sin embargo la noticia no termina ahí y actualmente el Senado Estadounidense se encuentra investigando no solo el papel que tuvieron Facebook, Google, Instagram o Twitter en este acontecimiento político, también resaltaron la lentitud con la que las redes sociales procesaron esta información.

Así, el miércoles 31 de octubre Facebook reveló que unos 20 millones de estadounidenses accedieron a contenido respaldado por Rusia en Instagram, en el segundo día de comparecencia de los abogados de compañías tecnológicas sobre el uso que hizo Rusia de las redes sociales para influenciar la elección presidencial de 2016. También fueron interrogados abogados de Twitter y Google de Alphabet como parte de una investigación más amplia sobre la posible interferencia rusa en la votación del año pasado.

El abogado principal de Facebook, Colin Stretch, dijo a la comisión que 16 millones de estadounidenses podrían haber estado expuestos a información en su servicio de imágenes Instagram desde octubre de 2016.  Estas cifras de Instagram se suman a los 126 millones de estadounidenses que habrían visto unos 80,000 posteos en Facebook de agentes basados en Rusia, en un periodo de dos años.

Los datos fueron publicados por abogados de la red social durante una audiencia ante el Senado, quienes aseguraron que la cifra era además bastante superior a los 10 millones de estadounidenses que se pensaba habían visto contenido generado por operadores rusos en enero de este año.

Según la red social, este contenido apuntaba aparentemente a aumentar la discordia entre los votantes antes de las elecciones presidenciales de 2016. De esta manera, las publicaciones contenían imágenes, videos y artículos, estaba relacionado con problemas sociales.

Hasta el momento, Facebook  ha encontrado 36.746 cuentas abiertas usando información falsa y probablemente conectadas con Rusia. Una serie de perfiles que automáticamente compartieron y difundieron contenido relacionado con las elecciones nacionales. A esta situación se le suma el hecho de que los 20 artículos más leídos en portales de noticias falsas durante las últimas elecciones presidenciales en Estados Unidos generaron nueve millones de interacciones con la audiencia, mientras que los 20 artículos más leídos en los periódicos tradicionales, durante el mismo período y sobre el mismo tema, produjeron sólo siete millones de reacciones y comentarios entre la ciudadanía.

¿Qué pasa con los otros gigantes tech?

Twitter y Google también son parte de estas audiencias frente al Senado de Estados Unidos, y han debido rendir cuentas a senadores molestos por lo que consideran una respuesta tardía de su parte para luchar contra cuentas falsas y robots operados por Rusia o potencialmente por otros países.

Las empresas de redes sociales están presentandose a declarar casi un año después de las presidenciales de Estados Unidos, y han comenzado recién a entregar datos sobre estas campañas destinadas a incidir en el resultado electoral.

No obstante, tanto Twitter como Facebook han señalado que estas noticias falsas representan solo una pequeña proporción de todo el contenido publicado.

C.

 

Deja un comentario